27 de April de 2019
Foto: PT no Senado

En el día primero de mayo, en gran parte del mundo, se celebra el Día Internacional del Trabajador, recordamos a nuestros mártires, nuestras conquistas y nuestras luchas cotidianas para mantener nuestros derechos. Es también un momento de defensa de la democracia y del derecho de organizarnos libremente.

En Brasil, la clase trabajadora y el pueblo brasileño viven un momento de mucha dificultad. El gobierno de Bolsonaro implementa las peores reformas en contra de los derechos de los trabajadores y restringe la libertad sindical; pretende eliminar derechos históricos como la seguridad social pública y universal y la política de valorización del salario mínimo por encima de la inflación; amenaza los derechos de los pueblos indígenas, de los quilombolas y de otros grupos sociales vulnerables; propone privatizar el patrimonio nacional, entre ellos el pre-sal (nuevos pozos de petróleo), la energía eléctrica, además de muchas otras amenazas concretas a la soberanía de nuestro país.

Todo esto ocurre porque nuestro Presidente Lula fue impedido de concurrir en la elección de 2018, habiendo sido injustamente condenado y arrestado desde el día 7 de abril del mismo año, en un proceso de persecución política que tuvo como objetivo que los sectores golpistas regresaran al poder para implementar esas reformas contrarias a los intereses del pueblo brasileño .

Lula, un ex dirigente sindical que se convirtió en Presidente de Brasil y quién ha sido el responsable por el mayor programa social de nuestra historia – el Bolsa Familia, por la valorización del salario mínimo reajustado por encima de la inflación, por la ampliación del acceso a las universidades, por los remedios esenciales gratuitos, entre otros beneficios, se ha convertido un mártir de la clase obrera. Durante las celebraciones del Día del Trabajador defenderemos su libertad y la restauración de la democracia en Brasil, además de celebrar nuestras conquistas del pasado y reafirmar la necesidad de llevar a cabo nuestras luchas en el presente.

Llamamos a las compañeras y compañeros que van a celebrar el 1 de mayo en el exterior a que también levanten las banderas de Lula Libre y en defensa de la democracia en Brasil, porque Lula, un preso político, es el” Presidente de los trabajadores”.

¡Feliz primero de mayo!

¡Lula Libre!